Aerovías DAP incrementa en 40% sus operaciones a la Antártida

En respuesta a la alta demanda de viajes como parte del llamado “turismo de venganza”, Aerovías DAP tiene programado un aumento importante de operaciones en el extremo sur de Chile y el territorio antártico. La cantidad de vuelos responde a la demanda de pasajeros que generan las visitas de turistas en cruceros a la Patagonia.

Según informa Aerovías DAP, sólo en las operaciones entre Punta Arenas y Antártida están planificados 180 vuelos para la temporada de verano 2022-2023. En comparación con un año normal, se traduce en un aumento de 40% lo que permite acelerar la recuperación después de dos años de crisis producto de las adversas restricciones a la movilidad y los extensos cierres de fronteras impuestos por el Gobierno de Chile.

A los vuelos en el extremo austral de Chile se agregan también las operaciones desde Santiago hacia el Norte del país. La compañía asegura estar respondiendo adecuadamente a las distintas operaciones que se presentan en una temporada desafiante e interesante.

“A nuestras operaciones regulares en Patagonia y la zona norte, sumamos toda la actividad antártica; eso nos presenta múltiples desafíos, principalmente en planificación de vuelos, logística, movimiento de pasajeros, etc”, señala Nicolás Pivcevic, director ejecutivo de Aerovías DAP.

Las operaciones de Aerovías DAP a la Antártida se realizan desde hace 33 años y son una de sus actividades más emblemáticas de la empresa. Con sede y base principal en Punta Arenas es la línea aérea más austral del mundo y la única que ofrece programas de temporada al llamado continente blanco.

Los vuelos a la Antártida se realizan entre noviembre y marzo. Las operaciones atienden distintos tipos de necesidades como chárter de turistas, transporte de logística y soporte a los programas que tienen distintos países en el territorio antártico y evacuaciones aeromédicas. La mayoría de sus vuelos los realizan con equipos BAe 146 / Avro RJ85/100.

Presión sobre la infraestructura

El pasado 27 de noviembre se viraliza por las redes sociales la fotografía con la presencia simultánea de cuatro BAe146 de Aerovías DAP estacionados en el aeródromo Guardiamarina Zañartu de Puerto Williams. La cantidad de aeronaves se debe al traslado de pasajeros que embarcan en cruceros de la empresa Silversea.

Fotografía – Cape Horn Experience (vía Twitter).

Para Aerovías DAP es un día histórico, tal como lo califican. Durante la jornada realizan 20 aterrizajes y despegues desde Puerto Williams.

La situación generada coloca presión sobre la infraestructura del aeródromo más austral del continente americano, el cual no está preparado para atender una alta afluencia de pasajeros. Si bien las operaciones no se ven comprometidas, la satisfacción y experiencia que recibe el pasajero si se ve mermada.

Por ser una situación inusual, en la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) destacan la gestión de pasajeros como de las operaciones. En su cuenta de Twitter reconocen el trabajo desempeñado por los funcionarios de dicha estación aérea.

Actualmente, la terminal del aeródromo de Puerto Williams está en proceso de ampliación ya que su infraestructura es inferior a la capacidad de aeronaves que recibe lo que refleja el crecimiento asimétrico que existe con relación al tráfico aéreo.

Según el Ministerio de Obras Públicas (MOP), los trabajos permitirán sumar 307,67 metros cuadrados (m2) adicionales a la terminal, con lo cual su superficie aumentará a 492,82 m2. Las obras consideran la creación de una sala de embarque más confortable con baños para pasajeros, la creación de un área de entrega de equipaje y ampliación del hall público, incluyendo los baños públicos asociados.

Inicialmente, la entrega de la mejorada terminal se fija para el primer semestre de 2022. Sin embargo, en noviembre 2022 la obra tiene recién un 61% de avance por lo que no estará lista para la presente temporada.

Fotografía portada – Aerovías DAP

Destacados

Noticias Relacionadas