Frontier en conversaciones con SpaceX para utilizar Starlink

Como parte de una ampliación de su oferta comercial adicional, Frontier estudia incorporar el servicio de internet a bordo de sus aviones. Para tal propósito, se encuentra en conversaciones con SpaceX para estudiar la aplicación de internet WiFi de la red Starlink.

De materializarse, sería una aplicación espacial directa en el transporte aéreo. Sin embargo, no sería la única. Starlink ya tiene firmados acuerdos con distintas empresas de transporte entre las que están Hawaiian Airlines y la empresa de cruceros Royal Caribbean para ofrecer internet. Según distintos reportes de prensa en los Estados Unidos, también está en conversaciones con Delta y una compañía de vuelos privados para ofrecer internet en sus aviones.

Actualmente, la línea aérea de ultra bajo costo y tarifas bajas (ULCC, por sus siglas en inglés) no ofrece servicio de internet a bordo. Al igual que el resto de las compañías de Indigo Partners, la oferta es sencilla enfocada exclusivamente en trasladar a los pasajeros del punto A al punto B. Cualquier servicio más allá del trayecto es considerado adicional por el cual el pasajero paga un determinado precio.

A medida que los equipos electrónicos personales son más accesibles y con más funciones, la conectividad a internet en los viajes aéreos está siendo más demanda. Por lo mismo, cada vez más son las compañías aéreas que deciden incorporar internet en su propuesta comercial a sus clientes. A corto plazo, es altamente probable que internet WiFi reemplace al entretenimiento a bordo a través de las pantallas en los vuelos.

En conversación con CNBC, Barry Biffle, CEO de Frontier, señala que Starlink tiene que cumplir una serie de características para que sea instalado en los aviones. Los equipos tienen que ser compactos y livianos para que no agreguen peso adicional a la aeronave (de esta manera no se aumentan los costos de combustible). Además, debe ser un servicio económico.

Según Biffle, hasta ahora no puede encontrar un servicio de internet a bordo a “precio razonable”. Sus comentarios consideran a Starlink. Si bien la opción más inmediata es habilitar el servicio con esta compañía, por el momento estaría a la espera de que los precios disminuyan. Probablemente, en sus conversaciones con Elon Musk, propietario de SpaceX y Starlink, el precio del servicio sea uno de los temas centrales de la conversación.

En la entrevista, el CEO de Frontier señala que tiene esperanzas de que las conversaciones prosperen y el servicio de Starlink disminuya sus precios. Independiente del valor, la futura entrega de internet a bordo en los vuelos sería previo pago como todo servicio complementario (ancillary) en una línea aérea.

De acuerdo con Starlink, los precios de suscripción mensual están en US$110 para los Estados Unidos. El servicio marítimo tiene un valor de US$5.000, pero si buscan instalarlo en barcos, yates o botes recreativos tiene un valor mensual de US$135.

Fotografía – Starlink

Frontier pareciera estar decidida a que Starlink es la mejor opción para ofrecer internet en los aviones. Sin embargo, no descarta consultar a otros proveedores lo que puede interpretarse como una medida de presión para que el SpaceX disminuya los precios.

Para la compañía espacial, un eventual contrato con Frontier o con Delta son altamente atractivos ya que permitirán demostrar la aplicación de la red de internet satelital en el transporte aéreo a una gran escala. Sólo la ULCC con sede en Denver tiene una flota de 115 aviones distribuidos en 14 Airbus A320ceo, 80 A320neo y 21 A321ceo.

Las conversaciones de Frontier con Starlink no incluyen al resto de las líneas aéreas de Indigo Partners. Sin embargo, en un futuro no muy lejano no se descarta que JetSMART, Volaris o Wizz Air también puedan incorporar este servicio como parte de su oferta complementaria a sus pasajeros. Hasta ahora, ninguna de estas tres compañías manifiesta algún acuerdo con la empresa espacial o con otro proveedor para ofrecer internet.

Starlink es el programa satelital para ofrecer internet en todo el mundo sin cables o instalaciones. Con una red de satélites orbitando la Tierra, el objetivo es brindar el servicio de conexión en cualquier parte del planeta siendo una competencia directa o superior a la fibra óptica. De acuerdo con Elon Musk, este nuevo método de navegación por internet vía satélite será bastante rentable y accesible para todas las personas del mundo.

Fotografía portada – Frontier

Destacados

Noticias Relacionadas