More

    Precios de aviones corporativos de segunda mano se mantendrán altos en 2022

    De acuerdo con un estudio de opinión encargado por la ArcosJet en Europa, un 60% de los encuestados considera que los precios de aeronaves corporativos de segunda mano se mantendrán altos en los próximos seis meses. Con esa perspectiva, el escenario para el mercado de la aviación corporativa mantendría un comportamiento similar a 2021.

    Los precios más altos responden a la falta de aeronaves disponibles y una demanda alta que seguiría condicionada por la reducción de capacidad en las líneas aéreas y la llegada de un nuevo segmento de usuarios a la aviación corporativa. La menor disposición de aeronaves estaría relacionada con la menor disposición de propietarios a vender sus aeronaves y las consecuencias de un menor ritmo de producción de aeronaves nuevas durante 2020 y los primeros meses de 2021.

    De acuerdo con el estudio, el 46% de las personas consideradas relacionan los altos precios con la escasez de productos en los Estados Unidos, un 40% en Europa. Sólo un 13% de los propietarios considera vender su aeronave dentro de los próximos cinco años. Otro 47% señala que planea vender su aeronave entre cinco y 10 años y otro 40% después de 10 años. Las cifras reflejan que los dueños prefieren quedarse con sus equipos probablemente ante las demoras en las entregas de aeronaves nuevas desde las fábricas.

    Respecto a las aeronaves más demandadas destaca el Bombardier Global 7500 y Gulfstream G700, así como el Dassault Falcon 10X. Según ArcosJet, los propietarios están considerando distintos modelos de aeronaves, pero se evidencia una rápida introducción de modelos de tamaño ligero como el Pilatus PC-24 o el Embraer Phenom 300, además del tipo Challenger (Bombardier).

    Para el operador que encarga el estudio, el mercado de aeronaves de segunda mano se encuentra en una situación única. La menor disponibilidad de aeronaves usadas está impulsando la venta con precios calificados en niveles récord.

    No se vislumbra cambios en los próximos seis meses. De no existir cambios en las condiciones actuales, se podría inferir que la situación puede extenderse más allá del periodo señalado. Cabe recordar que parte del impulso que vive la aviación corporativa responde a la migración de parte del segmento Premium desde las líneas aéreas como consecuencia de la drástica reducción de capacidad, principalmente en frecuencias, ante las restricciones colocadas por los Gobiernos bajo la justificación sanitaria del COVID-19.

    Aún cuando la reactivación de oferta de asientos en las líneas aéreas continúa avanzando gradualmente y con un impulso tras la apertura de fronteras de los países, muchas compañías están con frecuencias reducidas. Así, en rutas donde antes fácilmente podrían existir dos o tres vuelos diarios permitiendo a los usuarios contar con múltiples alternativas de viaje en distintos horarios, hoy existe una frecuencia que en algunos casos no es diaria, condicionando los tiempos de viaje. Ante esta situación, la aviación corporativa se convierte en una alternativa inmediata.

    Fotografía portada – Dassault Aviation

    Destacados

    Noticias Relacionadas

    EnglishFrenchPortugueseSpanish