More

    Aumenta en la confianza en la recuperación de los viajes hacia 2023

    Un estudio realizado por Collison y Center for Aviation (CAPA), muestra que la demanda del transporte aéreo continúa recuperándose y podría alcanzar los niveles de 2019 antes de lo previsto. Más de 400 expertos y líderes de la industria de la aviación y de los viajes en niveles ejecutivos medios y altos de todo el mundo expresan una mayor confianza en la reanudación de los traslados aéreos, aún cuando la documentación de viaje y los requisitos de ingreso siguen siendo una de las preocupaciones más importantes a corto plazo.

    De acuerdo con el estudio, el 37% de los encuestados manifiesta que la industria alcanzará una recuperación completa de los niveles de demanda exhibidos en 2019 en 2023. Esto se traduce en una leve alza respecto al mismo estudio aplicado en abril 2021. Las principales preocupaciones están colocadas en los diferentes requisitos de entrada que tienen los países lo que genera confusión entre los viajeros. Además, está el costo asociado a ello lo que incentiva a algunas personas a recurrir a un uso fraudulento de la documentación, especialmente en lo que respecta a las pruebas de salud.

    Al respecto, la industria aérea enfatiza que los Gobiernos deben cumplir con el artículo 40 del Reglamento Sanitario Internacional que establece que las pruebas de salud para viajes internacionales obligatorias deben ser asumidas por estos y no por las personas. También insisten con el uso de pruebas de antígeno por ser más económicas y rápidas.

    Si las autoridades facilitan el testeo y los no se imponen altos precios, la necesidad de recurrir al uso fraudulento de pruebas sanitarias será significativamente menor. La industria también llama a seguir los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para el retorno seguro de los viajes, que considera no exigir pruebas adicionales si las personas están completamente vacunadas.

    Para enfrentar los problemas del uso de documentos fraudulentos y la aparición de un crimen organizado asociado a las pruebas de salud, el sector de viajes y turismo concuerda que es fundamental trabajar en la homologación de los requisitos y mejorar los procesos de verificación a través de la tecnología. En paralelo, se deben facilitar que las pruebas COVID-19 sean en lugares acreditados y más accesibles física y financieramente para las personas.

    A nivel mundial, se espera una mayor apertura de las fronteras, pero las pruebas de salud contra el COVID-19 seguirán siendo un requisito para el ingreso a muchos países, aún cuando las personas estén vacunadas. Esta percepción está basada en las medidas establecidas por los Estados Unidos, Singapur o Australia, al abrir sus fronteras. Sin embargo, la imposición las cuarentenas sigue siendo una amenaza latente, pese a que está demostrado su ineficacia para contener la pandemia.

    De acuerdo con CAPA, un 43% de los expertos consultados confía que los Gobiernos flexibilizarán o seguirán reduciendo las restricciones de frontera en 2022, mientras que un 32% considera que este proceso seguirá siendo muy gradual y diferente en todo el mundo. En la percepción general se aprecia una reducción importante de la incertidumbre lo que alienta a una recuperación.

    A nivel mundial, un 72% de los encuestados señala que la documentación de vacunas será un requisito fundamental para ingresar a otro país, al menos a corto plazo. La razón responde a que la mayoría de los Gobiernos no se arriesgarán a abrir fronteras si este tipo de documento. Por el contrario, un 18% considera que no son importantes los documentos sanitarios ya que los países volverán a abrir sus fronteras de la misma forma a como estaban previo a la pandemia.

    La mayoría de los viajeros considera a los viajes en avión como extremadamente seguros por las medidas que la industria aérea toma y por el equipamiento que cuentan con los aviones. Sin embargo, la flexibilización de las restricciones hace que un grupo reducido, pero muy influyente, califique como “no seguro” la reanudación de los viajes. Por lo mismo, llaman a la industria a no descuidar la comunicación, la oportuna información y por sobre todas las cosas potenciar la educación de lo que significa el viaje en avión.

    Con relación a la recuperación de los viajes corporativos, un 35% de las personas consultadas ven una recuperación entre el 40%-60% de los viajes de negocios en rutas de corta distancia durante 2022. Por su parte, un 23% de las personas considera que el viajero corporativo volverá más rápidamente durante el transcurso del próximo pudiéndose alcanzar una recuperación entre 60% y 80% respecto de los niveles de 2019.

    Los viajes de negocios de larga distancia mantienen una tendencia a una reactivación más lenta debido a las múltiples restricciones de viaje que existen. Pese a ello, el 86% de los ejecutivos y líderes consultados indica que una parte de los pasajeros corporativos retomará sus viajes de larga distancia durante el próximo año.

    Fotografía portada - Paris Aéroport

    Destacados

    Noticias Relacionadas