More

    Argentina flexibiliza restricciones con apertura de fronteras desde el 1º de octubre y sin cuarentenas

    De manera sorpresiva, Argentina anuncia una flexibilización de las restricciones de ingreso al país al abrir las fronteras para personas completamente vacunadas contra el COVID-19 comenzando por los países limítrofes sin necesidad de cuarentenas obligatorias. Asimismo, establece un incremento de ingresos de extranjeros por etapas hasta noviembre con el objetivo de propiciar una mayor apertura hacia fin de año.

    Según las autoridades, la apertura de fronteras de Argentina se realiza en cuatro etapas. La primera comienza el 24 de septiembre cuando se levanten las restricciones de cuarentena a ciudadanos argentinos, residentes y extranjeros que ingresen al país por motivos laborales o que estén autorizados por la Dirección Nacional de Migraciones.

    La segunda etapa está prevista para el 1º de octubre cuando se autoriza el ingreso de personas con esquema de vacunación completa provenientes de países limítrofes (Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay). A partir de esta fecha, los gobernadores locales con corredores seguros aprobados como Mendoza y cupo definido por la capacidad de cada jurisdicción pueden solicitar también la apertura de las fronteras terrestres.

    En tercer lugar, entre el 1º de octubre y el 1º de noviembre, las autoridades argentinas se comprometen a incrementar gradualmente las cuotas de ingreso a través de aeropuertos, puertos y fronteras terrestres. El propósito es avanzar en un retorno a la normalidad para dar paso a la siguiente etapa, aunque no se menciona si al término de ese periodo se eliminan las cuotas o se mantienen restricciones, aunque con cupos significativamente mayores en comparación a la actualidad.

    Finalmente, desde el 1º de noviembre se autoriza el ingreso de cualquier persona desde el extranjero más allá de los países limítrofes. De esta manera, Argentina y Uruguay dispondrían de sus fronteras abiertas permitiendo una reactivación de las actividades y de la conectividad aérea. En esa línea, Chile queda como el país más restrictivo del cono sur y también de Sudamérica.

    Además de los requisitos habituales, Argentina establece las siguientes disposiciones sanitarias para hacer ingreso al país: un esquema de vacunación completo por lo menos con 14 días previos al arribo al país, prueba PCR con 72 horas previas al embarque o antígeno en el punto de ingreso, más otra prueba PCR entre el quinto y séptimo día posterior al arribo hasta que lo defina la autoridad sanitaria.

    El gobierno argentino también establece criterios para las personas no vacunadas, incluyendo los menores. En estos casos, se permite la entrada al país con las medidas anteriormente mencionadas, pero deben someterse a un test de antígeno en el punto de ingreso, realizar una cuarentena de siete días y una prueba PCR de salida.

    Las autoridades también indican que tras alcanzar el 50% de la población completamente vacunada se dejará de solicitar test de antígeno al ingreso al país y la prueba PCR al quinto y séptimo día, excepto para quienes no estén vacunados. También sacan la obligatoriedad de usar mascarillas al aire libre.

    Los anuncios marcan un punto de inflexión en la gestión de la pandemia por parte del gobierno de Alberto Fernández. Las nuevas medidas responden a directamente a factores políticos tras los adversos resultados que obtiene la coalición oficialista (kirchnerismo) en los resultados de las elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) del 12 de septiembre. De esta manera, con un cambio en las medidas y flexibilización en las restricciones la actual administración busca propiciar una reactivación inmediata que permita generar algunos dividendos políticos en el corto plazo.

    Como resultado de los anuncios, se espera que en los próximos días las líneas aéreas comiencen a anunciar incrementos en capacidad en los vuelos aprobados y otras reanuden sus servicios. A fecha de hoy, ya se conocen la reanudación de rutas internacionales como Mendoza – Santiago por parte de Aerolíneas Argentinas desde el 25 de septiembre, las solicitudes de LATAM para operar retomar la conectividad de Mendoza desde Lima, Santiago y Sao Paulo (GRU), además de un reinicio de la operación internacional en el Aeroparque Jorge Newbery de Buenos Aires, y el anuncio de Ethiopian de reactivar sus servicios a Buenos Aires (EZE) a contar del 12 de diciembre.

    Fotografía portada - AA2000

    Destacados

    Noticias Relacionadas