More

    Dassault Aviation y el Falcon 6X: “Ejemplo de fusión de conocimientos técnicos militares y experiencia en aviación corporativa”

    Con un homenaje a Olivier Dassault, político, aviador y uno de los fundadores de la fábrica, Dassault Aviation logra con éxito el primer vuelo del Falcon 6X, su más reciente aeronave corporativa. Su debut en el aire el pasado 10 de marzo, se encuentra dentro del cronograma establecido para el programa y de continuar bajo el ritmo actual, permitiría cumplir con las primeras entregas de acuerdo con el calendario inicial.

    El primer vuelo del Falcon 6X se realiza desde el aeropuerto de Merignac de Burdeos y tiene una duración de dos horas en las cuales se comprueban los controles y principales sistemas del avión. La primera operación considera un vuelo a FL400 (40.000 pies) y una velocidad máxima de 0.80 MACH.

    “El vuelo es otro hito en la historia de Dassault, hecho aún más satisfactorio por los notables esfuerzos de toda la organización Dassault y sus socios durante el desafiante año pasado”, dice Eric Trappier, presidente y CEO del fabricante.

    El programa de ensayos tiene previsto continuar con un segundo vuelo para llevar el avión a la base aérea de Istres, donde se encuentra el principal centro de ensayos de vuelo de Francia, incluyendo los de Dassault. El fabricante indica que desde ese lugar se realizarán la mayor parte de los ensayos que incluyen otros dos aviones durante los próximos meses con miras a obtener su certificación correspondiente por parte de las autoridades aeronáuticas y la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA).

    Dassault define al Falcon 6X como un “actor de cambio” en la aviación corporativa por la combinación del diseño y la tecnología para ofrecer al mercado una aeronave altamente competitiva. “Es el último ejemplo de la fusión de conocimientos técnicos militares y experiencia en aviación corporativa por la que Dassault Aviation es tan respetado”, añade Trappier.

    La concepción de esta nueva aeronave nace después de la cancelación del proyecto 5X. Sus principales características están en dos motores y una cabina más ancha en comparación con aeronaves de similares características, ambos como herramientas competitivas para el mercado corporativo actual y futuro que demanda más versatilidad y experiencias únicas.

    La amplitud de la cabina y las posibilidades de diseño interior del Falcon 6x anticipan un debut auspicioso. Por lo mismo es que en las proyecciones comerciales, Dassault destaca a este nuevo avión como una herramienta catalizadora de las ventas. Para conseguir las mejoras significativas se combinan aspectos como el aire, la luz y el sonido con las opciones de materiales y acabados que lo hacen un avión único para brindar una experiencia confortable en viajes de larga distancia. A esto se agrega una conectividad de banda ancha y sistemas de entretenimiento a bordo de última generación, propios de esta categoría de aviones.

    El Falcon 6X tiene un alcance de 5.500 millas náuticas (10.186 kilómetros) sin escalas lo que permite vuelos intercontinentales sin escalas a una velocidad de crucero de 0.90 MACH, superior a cualquier avión de línea aérea. De esta manera, muchas rutas alrededor del mundo están disponibles incluso desde diferentes puntos de Sudamérica hacia Norteamérica y Europa o África. Como ejemplo, se mencionan rutas desde París a Tokio, Los Ángeles a Moscú o desde Santiago de Chile a cualquier punto de Norteamérica y España. La aeronave también cuenta con capacidad para operar en pistas con cuya aproximación se realiza con un mayor grado de inclinación como Londres (LCY), Aspen, Saint Tropez, entre otras.

    La competencia más directa del Falcon 6X son el Bombardier Global 5000 y Gulfstream G500 o G650. Tomando esos modelos como referencia y según las tendencias del mercado, insisten en el alto potencial de ventas para los próximos años.

    Fotografías artículo - Dassault Aviation

    Destacados

    Noticias Relacionadas