More

    Líneas aéreas proyectan pérdidas por US$118,5 mil millones en 2020 y advierten un 2021 muy desafiante

    Después de una recuperación ausente en el segundo semestre, como inicialmente estaba previsto, la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) informa en su Asamblea General que las líneas aéreas reportarán en 2020 una pérdida neta por US$118,5 mil millones. La proyección considera las implicancias impuestas por la “segunda ola contagios” en Europa y la mantención de las restricciones en muchos países, las que en su conjunto impiden restaurar la conectividad e iniciar una recuperación.

    “Esta crisis es devastadora e implacable. Las aerolíneas han reducido los costos en un 45,8%, pero los ingresos han bajado un 60,9%. El resultado es que las aerolíneas perderán US$66 por cada pasajero transportado este año”, sentencia, Alexandre De Juniac, director general y CEO de IATA.

    La pandemia del COVID-19 con las restricciones colocadas por los Gobiernos imponen la mayor crisis de la industria de la aviación. A diferencia de otras situaciones adversas, se trata de un escenario externo y muy condicionado a las decisiones políticas que las autoridades del mundo toman para enfrentar la pandemia. Las decisiones más cuestionadas están los prolongados cierres de fronteras de los países, la falta de una estrategia coordinada y estandarizada y los requisitos contraproducentes que restringen aún más las acciones para restaurar la conectividad e iniciar un camino a la recuperación.

    “Los libros de historia registrarán 2020 como el peor año financiero de la industria aérea, sin excepción. Las aerolíneas recortaron los gastos en un promedio de mil millones de dólares al día durante 2020 y aún acumularán pérdidas sin precedentes. Si no fuera por los US$173.000 millones en apoyo financiero de los Gobiernos, habríamos visto quiebras a gran escala”, dice el CEO de IATA. Las ayudas estatales a la industria son variadas y en distintos niveles dependiendo de la región, siendo América Latina y el Caribe, la zona del planeta que menos ayuda brinda en términos económicos.

    En el negocio de pasajeros, se espera que el número de personas transportadas muestre una caída en 1,8 mil millones, es decir, un 60,5% menos en comparación con 2019. De esta manera, durante este año se movilizará la misma cantidad de pasajeros que en 2003 con pérdidas sin precedentes y falta de liquidez que genera una situación aún más adversa.

    Los ingresos de pasajeros (RPK) consideran una caída por US$191 mil millones, menos de un tercio de lo que se registra en 2019 como consecuencia de la drástica caída del tráfico de pasajeros. Los mercados internacionales son los más afectados con una reducción de la demanda de más de 75%, mientras que los mercados domésticos tienen un mejor desempeño impulsando por países con gran cantidad de población o necesidades de viaje como es el caso de China. IATA estima que los vuelos domésticos terminen con un RPK negativo de 49% respecto a 2019.

    En promedio, los factores de ocupación se encuentran en un 65,5% aproximadamente, cifra porcentual inferior en comparación al 82,5% de 2019. En términos comparativos, la ocupación promedio para este año es la misma que en 1993. Si bien un 65,5% puede ser considerado por algunos como “menos adverso”, cabe señalar que es un reflejo de la consolidación de la demanda en pocos vuelos disponibles. De haberse mantenido la misma oferta que en 2019, los vuelos prácticamente estarían vacíos.

    Mientras el negocio de pasajeros es el más afectado, la carga aérea se convierte en el “segmento salvador” para muchas líneas aéreas, aún cuando los niveles de transporte de mercancías durante este año sean menores en comparación con 2019. Debido a la reducción de capacidad, se espera que los envíos en 2020 alcancen a 54,2 millones de toneladas en comparación a los 61,3 millones de 2019, debido a una reducción del 45% en capacidad (toneladas disponibles por kilómetro o ATK). La reducción de espacios específicos para la carga impulsa un alza en los rendimientos en un 30% para 2020.

    “La carga se está desempeñando mejor que el negocio de los pasajeros. Sin embargo, no pudo compensar la caída de los ingresos por pasajeros”, dice De Juniac. “Los ingresos por carga están haciendo posible que las aerolíneas mantengan sus redes internacionales esqueléticas”.

    Fotografía – Ricardo Delpiano

    Proyección para 2021

    Si bien para 2021, el escenario se visualiza algo más favorable en comparación con 2020, por las esperanzas de contar en un horizonte próximo de tiempo con una vacuna, el escenario para las compañías aéreas continuará seguirá siendo adverso. Las pérdidas netas para el sector están estimadas en al menos US$38,7 mil millones, significativamente superiores a las estimadas a mediados de año por US$15,8 mil millones.

    De cara al próximo año hay dos factores que marcan el escenario. Por un lado, las reducciones de costos más agresivas por parte de las líneas aéreas (combinadas con las implementadas durante este año). Por otro, están una mayor demanda a medida que las fronteras se abran y se disponga de una vacuna, aunque esta último no estaría disponible hasta mediados de 2021.

    Si se cumple la entrega de una vacuna a la población y se realizan vacunaciones masivas, se considera que la recuperación podría comenzar hacia el cuarto trimestre, aunque ello no se traducirá en un retorno inmediato a los niveles 2019. Dicha proyección es optimista, pero más real en comparación a las estimaciones de meses atrás y está determinada por los resultados que están mostrando los principales laboratorios que trabajan en una vacuna contra el COVID-19.

    “La proyección de perder US$38,7 mil millones el próximo año no es nada para celebrar. Necesitamos que las fronteras se vuelvan a abrir de forma segura sin cuarentena para que la gente vuelva a volar”, puntualiza De Juniac. En sus intervenciones, reitera que no sólo la continuidad de las líneas aéreas está amenazada, sino que también la conectividad de los países y las fuentes de empleo, factores que en su conjunto movilizan la economía. “No hay tiempo que perder”, sentencia.

    A nivel global, se espera que el número de pasajeros transportados aumente en 2,8 mil millones de pasajeros, es decir casi mil millones más de lo registrado en 2020, pero unos 1,7 mil millones por debajo de los niveles de 2019. La ocupación mejorará de manera significativa hasta llegar a un promedio de 72,7%, pero seguirá siendo inferior a 2019.

    Para el negocio de carga, las proyecciones determinan un desempeño más sólido acompañado por una mejora en la confianza empresarial. IATA resalta la importancia y el valor que el negocio de carga tendrá en el transporte de las vacunas lo que contribuirá a la generación de ingresos por los servicios contratados para tal efecto.

    Hasta el momento, son dos los factores condicionantes previstos para 2021. En primer término, está el alto nivel de endeudamiento de las líneas aéreas y la necesidad de contar con mayor apoyo financiero, debido a la extensión de la crisis y la falta de liquidez de las compañías aéreas. En segundo lugar, están las restricciones impuestas por los Gobiernos, incluyendo las cuarentenas y el cierre de fronteras que limitan cualquier posibilidad de recuperación.

    “El daño financiero de esta crisis es severo”, expone Alexandre De Juniac en su última Asamblea General de IATA. En 2021, será reemplazado por Willie Walsh, ex consejero delegado de IAG. En las últimas revisiones de los pronósticos, informa que pese a las ayudas financieras dadas por algunos Gobiernos, en el mundo todavía hay más de 46 millones de puestos amenazados en el sector de viajes y el turismo.

    Por lo anterior, insta a las autoridades de los países a ser responsables, comprometidas y rápidas con una industria aérea que sirve de catalizador de la economía de los países. “Debemos actuar con rapidez con las soluciones disponibles. Contamos con pruebas rápidas, precisas y escalables que pueden hacer el trabajo de manera segura. Las aerolíneas están listas. Los medios de vida de millones de personas están en manos de los Gobiernos y las autoridades de salud pública”, finaliza.

    Fotografía portada – Simón Blaise

    Destacados

    LATAM logra un 6,52% de eficiencia en uso de combustible entre 2012 y 2020

    Continuando con los progresos en materia de sostenibilidad, LATAM Airlines informa que en el periodo 2012 – 2020 consigue incrementar en un...

    Aeropuerto de San Francisco busca un procesamiento más fluido de pasajeros con tecnología biométrica

    Acelerando las transformaciones en la experiencia de viaje, el aeropuerto de San Francisco es el primero en los Estados Unidos en probar...

    Corea del Sur presenta al KF-21 Boramae

    Con la presencia del Presidente de Corea del Sur Moon Jae-in, Korean Aerospace Industries (KAI) presenta oficialmente el caza de "4.5ta" generación...

    Industria aérea resalta a los Gobiernos de la región la importancia de contar con una “hoja de ruta” coordinada para reactivar

    Ante un escenario altamente complejo por la imposición de nuevas restricciones a las libertades de las personas y falta de estandarización en...

    Noticias Relacionadas