More

    Air France y KLM implementan nuevos procedimientos frente a una gradual reanudación de vuelos

    Con el fin de garantizar un mayor nivel de seguridad sanitaria, Air France y KLM han comenzando a desplegar nuevos protocolos de viaje. Uso obligatorio de mascarillas y nuevos procedimientos de embarque en los aeropuertos, son algunas acciones incorporadas de manera temporal hasta que la emergencia pase y son establecidos conforme a los nuevos protocolos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA).

    Las nuevas disposiciones se están informando a través de los canales de contacto que tienen las líneas aéreas con los clientes como correo electrónico, SMS, páginas web y aplicaciones. En el caso de las mascarillas o barbijos, se insiste que su porte y uso es de exclusiva responsabilidad de los pasajeros. Ni el personal de aeropuertos ni las tripulaciones cuentan con esa protección para entregar a los usuarios. El uso de mascarillas en los vuelos operados por Air France y Air France Hop!, se realiza también en aplicación de la consigna del Estado francés que obliga a portar mascarilla en los transportes.

    Mientras existan mayores definiciones en lo que respecta a la estandarización de protocolos, Air France implementará progresivamente el control de temperatura al momento del embarque. Esta comprobación sistemática se realizará con termómetros infrarrojos sin contacto.

    “Para viajar será necesario tener una temperatura inferior a 38°C. A los clientes con una temperatura superior se les podrá denegar el embarque, y su reserva será modificada sin penalidad para viajar posteriormente”, explican desde la línea aérea francesa.

    En los aeropuertos, se implementan protocolos de distanciamiento físico. En aquellos terminales donde operan los vuelos de Air France y KLM, la medida rige con una mayor extensión a lo largo del hall público y salas de embarque, instalandose por ejemplo, mamparas de protección de Plexiglás en los mostradores de check-in y en puertas para resguardar a personal aeroportuario y a los pasajeros. En París (CDG), donde actualmente están concentrándose temporalmente los vuelos de Air France, el trabajo se realiza en cooperación con Aéroports de Paris (ADP).

    Si bien Air France no considera que la separación por asientos sea una política adecuada, está aplicando un distanciamiento físico en los aviones aprovechando los bajos factores de ocupación. Sin embargo, advierte que en los casos que no sea posible, el uso de las mascarillas por parte del conjunto de los pasajeros y de la tripulación garantiza la protección sanitaria adecuada.

    El servicio a bordo está adaptado para limitar la interacción entre clientes y la tripulación. En las rutas domésticas y dentro de Europa, están suspendidos los servicios de comidas y bebidas. Para los tramos de larga distancia, el catering está limitado, privilegiándose productos envueltos o individuales. También está eliminada la venta de artículos de impuestos y la distribución de prensa en formato papel a bordo de los aviones, aunque esta última seguirá estando disponible a través de la aplicación Air France Play.

    “Air France recuerda que la salud y la seguridad de sus clientes y de su personal constituyen un imperativo absoluto para la compañía. Todos los equipos están plenamente movilizados para asegurar a sus clientes el mejor nivel de seguridad sanitaria y garantizarles, en consecuencia, un viaje con total confianza”, destacan.

    KLM, por su parte, basa sus nuevas políticas en directrices de los Países Bajos (RIVM), así como en las recomendaciones de OMS y IATA. Asegura estar cumpliendo con todas las leyes y regulaciones internacionales de salud frente a la pandemia, considerando que está compañía sigue operando, aunque con frecuencias reducidas.

    En términos generales, aplica similares protocolos que Air France. Respecto al uso de mascarillas, serán obligatorias hasta el 31 de agosto de 2020, según las regulaciones y la legislación. Sin embargo, reconoce que esta medida puede cambiar ante la naturaleza cambiante de los acontecimientos.

    El holding franco-holandés destaca el reforzamiento de la limpieza de los aviones con la desinfección en cada aeropuertos de todas las superficies de contacto. Han puesto en marcha una desinfección periódica por pulverización de un producto eliminador de virus homologado que tiene una eficacia de alrededor de 10 díaz.

    Actualmente, Air France – KLM Group espera operar a un 20% de la capacidad de marzo en medio de la reanudación gradual de las actividades en Europa tras el término del desconfinamiento de varias ciudades. Con la emergencia del COVID-19 presente en muchas ciudades, la normalización de los vuelos será lenta en función de los escenarios imperantes. Air France tiene como meta alcanzar una operación del 30% de su red para julio, mientras KLM asegura que terminará mayo reactivando un 15% de sus servicios.

    Fotografía portada – Air France

    Destacados

    Chile es el primer país latinoamericano en contar con el pase de salud digital de American Airlines

    Como parte de los esfuerzos para brindar confianza a los viajeros y seguridad a la población de que los pasajeros provenientes del...

    Aerolíneas Argentinas y Austral concretan su fusión: operan desde hoy bajo una sola marca

    Consiguiendo un anhelo de años, especialmente de sectores privados, el gobierno argentino consigue fusionar las marcas de Aerolíneas Argentinas y Austral en...

    Más de 20 Boeing 737 MAX esperan reactivarse en el corto plazo en las líneas aéreas de América Latina y el Caribe

    Tras la nueva certificación del Boeing 737 MAX por parte de la Administración Federal de los Estados Unidos (FAA, por sus siglas...

    Arabia Saudita y los Estados Unidos podrían terminar con el bloqueo a Qatar tras triunfo de Biden

    Con el término de la disputa electoral en los Estados Unidos que, a fecha de hoy, tiene a Joe Biden como Presidente...

    Noticias Relacionadas

    error: Contenido Protegido !!